{ … }

{ Al descifrar las imágenes se debe tener en cuenta su carácter mágico. Es un error descifrarlas como si fueran «eventos congelados» (…) Las imágenes tienen la finalidad de hacer que el mundo sea accesible e imaginable para el hombre. Pero, aunque así sucede, ellas mismas se interponen entre el hombre y el mundo; pretenden ser mapas y se convierten en pantallas. En vez de presentar el mundo al hombre, lo representan; se colocan en lugar del mundo a tal grado que el hombre vive en función de las imágenes que él mismo ha producido (Vilém Flusser) }